12.01.2010

DOCENARIO GUADALUPANO




Docenario guadalupano

POR EL PADRE JOAQUÍN GALLO REYNOSO, SACERDOTE JESUITA
María de Guadalupe: Liberadora y Promotora de nuestras personas
Un saludo cordial a quienes vayan a hacer uso de este docenario. Durante el año tuvimos diferentes oportunidades de reflexionar en dos tópicos recurrentes: al principio, sobre el sacerdocio debido al Año Sacerdotal, y después, sobre la presencia de Nuestra Reina y Madre, Santa María de Guadalupe, en los acontecimientos de la Independencia y la Revolución: celebramos así el bicentenario de aquella y el centenario de ésta.
En las consideraciones que ofreceré en estos días, para no desligarnos del último proceso vivido, me estaré fijando en las perspectivas de la liberación, la promoción humana y cristiana y los derechos humanos que brotan, por aquí y por allá, en este Acontecimiento Guadalupano, tan liberador y tan promotor de personas. Ante un México tan convulsionado por tantas barbaridades, Santa María de Guadalupe y el relato original de las Apariciones, el Nican Mopohua, nos ofrecerán perspectivas para colaborar en la transformación positiva de nuestro país, de nuestro Estado y de nuestra ciudad. A orar, pues, y a trabajar con Santa María de Guadalupe, Madre, Cuna, Promotora y Liberadora de nuestro país. Las consideraciones serán muy breves dada la cantidad de material Guadalupano que el Diario de Yucatán ofrece en estos días. Les recuerdo que las siglas N.M. y numeraciones que pongo son del Nican Mopohua.
Día primero: El Verdaderísimo Dios tiene la iniciativa del Acontecimiento Guadalupano.

Primera consideración: Dios tiene la iniciativa de la creación del universo, tanto de las personas y animales como de otros elementos naturales. El centro de todo el universo es y será Jesucristo por voluntad del Padre.
Jaculatoria: Reina de la creación: Ayúdanos a cuidarla; y a encontrarnos, por ella, con Dios.

Segunda consideración: Dios crea a los ángeles, primeros seres libres, pensantes y espirituales que estarán al servicio del Señor Jesús, de Su Madre y de nosotros@s...

Tercera consideración: Dios crea al hombre y a la mujer a Su imagen y semejanza. Nos encomienda la creación para que la compartamos todos con todos y nos revela que, en Cristo, todos somos hermanos.

Cuarta consideración: Dios, Dador de vida, establece con la humanidad Alianzas fundamentales: la más importante y central es la hecha a través del Señor Jesús y Su misterio Pascual: vida, pasión, muerte, Resurrección y Glorificación del mismo Señor.

Quinta consideración: En todo el grandioso plan de salvación de Dios está presente María, Madre de Jesús y Madre nuestra. Este plan Divino incluye de manera sorprendente al Acontecimiento Guadalupano en donde María nos trae, para darnos, a Jesús, y se queda entre nosotros desde 1531 para ayudarnos a construir la civilización del amor y construir un mundo nuevo para todos. Demos gracias a Dios y a Ella por estos designios y realizaciones.
Apoyos Bíblicos: Génesis 1(todo) y 2,1-4 Salmo 104(103) Ef 1, 3-14; Jn 17,21-24 ** Para la gloria de Dios y de Santa María de Guadalupe¨**

No hay comentarios:

Publicar un comentario


I made this widget at MyFlashFetish.com.